El PSN de Pamplona será exigente en el debate presupuestario y espera que el anteproyecto recoja sus propuestas y compromisos políticos

La portavoz del PSN en Pamplona, Marina Curiel, afirma que “será exigente” en el debate presupuestario a la vez que espera que “el anteproyecto de presupuestos recoja las propuestas y compromisos socialistas”. “Analizaremos el proyecto presupuestario desde el rigor, la responsabilidad y el compromiso de incluir proyectos y acuerdos que respondan a los retos y necesidades de la ciudadanía”.

“El PSN no viene a segar, sino a avanzar en políticas que mejoren la vida de las y los ciudadanos. Nos gusta más espigar, dialogar y acordar”, asegura Curiel. El PSN ha demostrado que es posible acordar propuestas para que Pamplona esté en una posición privilegiada y sea una ciudad vanguardista, inclusiva e innovadora, una ciudad del siglo XXI, en definitiva”.

Curiel apuesta por reactivar el proyecto de Sarasate, “un proyecto que lleva años bloqueado por la ineficiente gestión de UPN, y que debe situarse como una de las prioridades a incluir en los presupuestos”. “Sarasate necesita lograr una plataforma única y accesible manteniendo el arbolado”.

“El corredor de Pio XII siempre ha sido una apuesta clara del PSN de Pamplona, una apuesta estratégica para el peatón, las bicicletas y el transporte público, que UPN impidió que siguiera adelante, y que gracias al acuerdo al que se ha llegado con EH Bildu se va a ejecutar”, explica.

La portavoz defiende que “con voluntad de diálogo, acuerdo y lealtad institucional, se avanza” y recuerda que el anteproyecto de presupuestos debe recoger tal y como marca el acuerdo con EH Bildu, la “creación de un Plan de Convivencia alineado con el proyecto de Resignificación de los Caídos”.

Curiel va a “exigir el cumplimiento del acuerdo alcanzado con EH Bildu lejos del ruido, los insultos y la confrontación”. “Estamos comprometidos a seguir trabajando y proponiendo avances para Pamplona, desde una oposición rigurosa, con integridad y dedicación”.

Alzórriz pide a UPN que deponga su actitud “beligerante y de confrontación” y acepte las normas democráticas que marcan las mayorías

El secretario de Organización del PSN-PSOE, Ramón Alzórriz, ha pedido a UPN que deponga su actitud “beligerante y de confrontación” y que “acepte las normas democráticas que conforman las mayorías en las instituciones”. Sale así al paso de la reacción protagonizada por el partido regionalista tras la moción de censura presentada en el Ayuntamiento de Pamplona.

Alzórriz ha apelado a la convivencia que “durante tantos años ha sido el caballo de batalla de todos para erradicar la confrontación en esta tierra”. Los socialistas navarros, insiste el secretario de Organización, “tiene la mano tendida para poner en marcha todas las políticas que beneficien a la ciudadanía navarra” y pide a UPN que “deje la pataleta”.

Los y las socialistas navarras reclaman a UPN que “separen y diferencien”. Cuando dicen que “rompen relaciones con el PSN-PSOE, que digan cómo y de qué manera”, afirma Alzórriz y cuestiona “qué va a ocurrir en los ayuntamientos gobernados por UPN y sustentados por el PSN-PSOE, ¿se van a quedar sin presupuestos? ¿se van a quedar sin mejorar sus servicios públicos?”. “Nuestras políticas serán siempre beneficiar a los y las navarras”, sostiene Alzórriz. Abandonar las instituciones “deja desvalidos a los votantes”, concluye.

El secretario de Organización ha defendido el acuerdo logrado con EH Bildu en el Ayuntamiento de Pamplona para evitar el bloqueo que vive la ciudad y su falta de modelo. “Queremos un cambio de rumbo en Pamplona, lejos de la prepotencia y arrogancia de la actual alcaldesa que ha llegadoa poner en riesgo la percepción de fondos europeos, se ha metido en jardines son contar con nadie como la plaza de la Cruz y está permanentemente confrontando con el Gobierno de Navarra y de España”.

Alzórriz tiene claro que el acuerdo logrado en el Ayuntamiento de Pamplona permite “un marco de futuro y convivencia”. Pide, además, a UPN que “no encienda la calle, que deje de señalar y se sitúe del lado de la democracia y la convivencia”.