24 Sep RESOLUCIÓN APROBADA POR EL COMITÉ REGIONAL

Propuesta de Resolución Política del Comité Regional del PSN-PSOE
Pamplona, 24 de septiembre de 2016

El inicio del curso político se le está haciendo duro al Gobierno de Barkos. Por un lado, mantiene abierta la crisis de gobierno; por otro,  Bildu pide su inclusión en el Ejecutivo. El desmantelamiento del Departamento de Educación y el de Relaciones Institucionales  y Ciudadanas es muestra de la crisis abierta. Le crecen los problemas con sus empleados/as públicos (Bomberos, Policía Foral, Médicos) y con la red concertada de Educación. El gasto público les está desajustando el Presupuesto y se baraja la opción de  un segundo bloqueo.  Pero quizás lo más grave es que hace más de un año, cuatro partidos muy heterogéneos se embarcaron en un bote bajo el rumbo del cambio. Hoy en día, al menos tres, no paran de mover la barca, dando inestabilidad al gobierno.

Por otra parte, el gobierno debe corregir su deriva nacionalista procurando una centralidad social y política. Debe comprender que la necesidad social de cambio que expresó la ciudadanía hace más de un año no es la de identidad sino la de políticas sociales y regeneración política. No es éste el cambio que la ciudadanía navarra esperaba. La hoja de ruta nacionalista tuerce la realidad social de Navarra. La OPE en Educación; el descrédito hacia el PAI;  la anunciada proposición sobre la ikurriña;  la permisividad ante libros de texto… Todos ellos son focos que no contribuyen a normalizar socialmente Navarra; más bien a enfrentarla. El Tribunal Administrativo de Navarra ha advertido  que el principio de igualdad de oportunidades en el acceso al empleo público hay que cumplirlo y los perfiles lingüísticos medirlos y justificarlos.

El PSN tiene vocación constructiva, disposición al diálogo. Nuestro partido está dispuesto a entablar un diálogo con el Gobierno de Navarra y su Presidenta en aquellos asuntos que sean de interés general para Navarra. No es nueva esta posición;  ya la manifestamos en el Debate de Investidura. Para ello, el GN debe tener autonomía, debe representar al interés general. Tomar la iniciativa por sí mismo y emprender la búsqueda de consensos. El gobierno debe desprenderse de la tutela del cuatripartito y reivindicarse como institución. Uno de los consensos básicos que debe acometer el GN es en torno al diálogo social en empleo y economía. La Concertación Social era un factor de éxito de nuestra Comunidad que el actual GN ha abandonado.

Estamos en la oposición y no vamos a entrar en ninguna Comisión de Seguimiento.  Pero en una oposición que reconoce la legitimidad de este gobierno y como grupo en la oposición debemos hablar institucionalmente con el Gobierno en asuntos de interés general.

En el plano de España, nadie dude que el PSOE va a estar a la altura de nuestra condición de alternativa que nos ha encomendado el 26 de junio la ciudadanía. Es la hora de la democracia representativa. Los españoles/as eligieron 350 diputados y diputadas para formar gobierno. Somos un partido de gobierno porque sólo gobernando el presente se transforma el futuro. Y al mismo tiempo, vamos a ser capaces de avanzar con paso firme en la renovación política de nuestro proyecto, condición que nos permitirá ganar en credibilidad, ampliar la base electoral y convertirnos de nuevo en el referente de la mayoría de los españoles y españolas. Nuestra apuesta  es un gobierno regeneracionista, social, que ponga fin a los recortes y dialogante. Tal como ha declarado nuestro Secretario General, la propuesta del PSOE es “cambio y es evidente que ese gobierno no puede liderarlo una persona como Mariano Rajoy”.

Por todo ello,

1.-El Comité Regional declara su voluntad  de continuar en una oposición dialogante y constructiva con el actual Gobierno de Navarra sobre aquellos asuntos de interés general que redunden en el bienestar de la ciudadanía.

2.-El Comité Regional manifiesta su voluntad de que los símbolos de Navarra son los establecidos en nuestro Amejoramiento. Y éstos deben tener el respeto, prioridad y presencia institucional que se merecen.

3.- Tal como expresó Pedro Sánchez en el último Comité Federal de julio, el Partido Socialista se presentó a las elecciones proponiendo un SÍ al cambio. Y los españoles/as que nos votaron lo hicieron para que el PSOE fuera alternativa al PP, y la alternativa implica decir NO a la corrupción, NO a la mentira, NO al recorte de las pensiones, NO a la precariedad laboral, NO a los recortes que provocan desigualdad. Por lo tanto, NO a la investidura de Mariano Rajoy y SÍ a intentar un gobierno alternativo.

Compartir   Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someone