07 Jun 2018 EL PSN-PSOE RECHAZA LA NUEVA LEY FORAL DE RESIDUOS POR CONDUCIR AL DESASTRE MEDIOAMBIENTAL, AL CAOS Y A LA INCERTIDUMBRE EN LA GESTIÓN DE LAS BASURAS

Los socialistas rechazan la Ley Foral de Residuos aprobada hoy por el cuatripartito al entender que genera más sombras que luces, que conduce a los navarros y navarras al desastre medioambiental, y que lleva al caos y a la incertidumbre en la gestión de las basuras. Así se ha pronunciado la portavoz del PSN-PSOE en la materia, Conchi Ruiz. “No es que seamos más listos que nadie, es que hemos visto en territorios vecinos a lo que conduce el modelo de gestión de residuos practicado por los que hoy impulsan la ley”, señala.

Los socialistas comparten la necesidad de proteger el medio ambiente, pero creen que esta ley no va a hacerlo. De hecho, no contempla otra opción para eliminar la fracción resto que el vertedero, aun cuando la normativa europea plantea reducir hasta el 10 por ciento el porcentaje de residuos que acabe en vertedero en el año 2030.

Como recuerda Ruiz, la apuesta de los países más avanzados es la valorización, que permite aprovechar las basuras para la generación de electricidad y que forma parte de la economía circular. Pero que es una opción que no contempla la nueva ley.

Tampoco aborda la situación de Navarra ante el próximo cierre de sus vertederos, a los que les queda poca vida útil. Se plantea el incentivo económico a los municipios para que acojan nuevas instalaciones más pequeñas, lo cual demuestra “una visión cortoplacista de la gestión de residuos”, como señala la socialista.

Asimismo, desde el PSN-PSOE no se comparte la creación del Ente cuando ya existe un órgano como es el Consorcio de Residuos, y cuando ni siquiera está definido ni estructural ni jurídicamente.

Los socialistas valoran positivamente el hecho de que se hayan aprobado algunas de sus enmiendas parciales. Entre ellas, la que plantea que los edificios de la administración y aquellos que reciban fondos públicos tengan un plan de recogida de residuos; o la que pide que se realicen estudios técnicos y proyectos piloto sobre los sistemas de depósito, devolución y retorno que cuenten con la participación activa de todas las partes afectadas.

No obstante, insiste Ruiz en que la nueva ley plantea muchas dudas en cuanto al Ente o la nula planificación de infraestructuras que justifican el voto en contra de los socialistas.