24 Ene EL GRUPO MUNICIPAL SOCIALISTA CALIFICA DE CHAPUZA DESCOMUNAL LA DISOLUCIÓN DE LA EMPRESA PÚBLICA ASIMEC

El Grupo Municipal Socialista del Ayuntamiento de Pamplona ha calificado de “nuevo despropósito del equipo de Gobierno del ayuntamiento de Pamplona y un claro signo de su nefasta gestión”, la desconvocatoria de la Junta General Extraordinaria de la Empresa Pública “Asistencia Municipal en Casa, S.A.” (ASIMEC), en la que pretendían disolver la empresa.

El cuatripartito que gobierna el Ayuntamiento de Pamplona aprobó en pleno pasado 30 de diciembre, entre otros asuntos, la celebración de la Junta General Extraordinaria de la Empresa Pública ASIMEC, con el fin de disolver esta empresa y que todo el trabajo del Servicio de Atención a Domicilio sea gestionado desde el Ayuntamiento.

Queremos recordar que el Grupo Municipal Socialista se posicionó en contra de este acuerdo, en primer lugar porque entendemos que desde la empresa pública es la mejor manera de llevar adelante este servicio a las personas que necesitan ayuda para las tareas básicas, puesto que por las necesidades cambiantes desde la empresa pública se permite una mayor agilidad que desde la Administración no es posible.

Además, con la disolución de la empresa, incumplían en primer lugar una Moción de nuestro Grupo y  por otra parte el acuerdo 65 programático del cuatripartito, en el Ayuntamiento de Pamplona, que va en el mismo sentido, en el que se decía textualmente “Unificar el Servicio de Atención Domiciliaria en una sola empresa pública, analizando la viabilidad de la subrogación de la plantilla”.

Otro argumento para estar en contra de esta remunicipalización es que esta experiencia ya se vivió desde el Ayuntamiento y se comprobó que gestionándolo de este modo existían múltiples disfunciones.

Pues bien, la improvisación en la toma de decisiones por parte del Equipo de gobierno es de tal calibre, que en el día de hoy nos proponen la “Desconvocatoria de la Junta General” y por tanto no se puede disolver la empresa, como era su deseo.

Parece ser que ahora se han dado cuenta de que tienen que tener antes las cuentas generales del 2016 auditadas y aprobadas en un Consejo de Administración de la empresa ASIMEC, así como la liquidación y pago de todas las cuentas pendientes de estos primeros meses de año. Por lo tanto se pone de manifiesto, además de la opacidad con la que llevaron todo el proceso de remunicipalización de la empresa, la chapuza con la que actúan unida a una falta de rigor no conocida antes en este Ayuntamiento.

Primero nos enteramos de las obras secretas que estaban realizando en el antiguo Conservatorio para instalar allí la empresa pública ASIMEC y ahora no pueden disolver la empresa como tenían previsto por una evidente ineficacia.

Recordamos que desde que Edurne Eguino gestiona el área de “Acción Social y Desarrollo Comunitario” estamos comprobando, cómo un área tan sensible, que atiende a las personas que más lo necesitan, está sufriendo gran deterioro de múltiples servicios que de ella dependen, por recordar asentamiento ilegal de Santa María la Real, Escuelas Taller, Servicio de Atención a Domicilio etc.

Observamos con estupor cómo en la nota de prensa emitida por el ayuntamiento, una vez más, no cuentan lo que hoy ha sucedido en el Consejo de ASIMEC en relación a la la desconvocatoria de la Junta y encima se ponen de ejemplo para varias ciudades, a las que esperamos informen la realidad de su nefasta gestión, ya que sólo pueden ser un claro ejemplo de lo que no hay que hacer.

INVERSIONES EN BARRIOS

Además, el Grupo Municipal Socialista manifiesta su crítica ante la falta un plan de inversiones reales para nuestros barrios que ayude a paliar las importantes carencias de los mismos.

En contraste con ello, nos encontramos con que el equipo de gobierno vende como grandes logros lo que, en su inmensa mayoría, responde únicamente a obras de mantenimiento, que siempre se han hecho, o pequeñas inversiones, como las nuevas papeleras instaladas en la plaza del Castillo, que ya fueron presentadas en sociedad en octubre pasado. A este paso, el Sr. Abaurrea quizás acabe dando una rueda de prensa para explicarnos los contenidos que vierte en ellas la ciudadanía.

Desde nuestro Grupo Municipal exigimos más rigor y seriedad. Nuestros barrios, especialmente los más necesitados, precisan de menos palabrería, venta de humo y proyectos una y mil veces anunciados y casi nunca concretados.

Urge un Plan de Inversiones en Barrios que contemple de forma racional, participada y rigurosa las inversiones que hay que llevar a cabo, analizando su viabilidad económica y estableciendo un cronograma real y verificable, lejos de las prácticas de improvisación y mero reparto de cuotas de poder partidista que se esconde en la mayoría de las escasas inversiones en barrios del equipo de Asiron.

Compartir   Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someone